Hoy traemos a nuestro blog una notable arquitectura industrial de ingeniero, las instalaciones de la empresa Gruber Hermanos, S. A. en el barrio de Burtzeña en Barakaldo. Esta fábrica fue una de las seleccionadas en los trabajos de inventariado realizados en la primera década del siglo y publicadas en el libro Patrimonio Industrial en el País Vasco -Volumen 1, página 259- que coordinó la Asociación Vasca de Patrimonio Industrial y Obra Pública, AVPIOP, y editó el Departamento de Cultura del Gobierno Vasco en 2012.

Gruber Hermanos, en Burtzeña, Barakaldo / Foto AVPIOP, 2019.

 

La empresa fue fundada por Matths Gruber, de origen alemán, quien se estableció en 1908 en la bilbaína calle de Alameda de San Mamés; años después construiría unas nuevas instalaciones en el barrio de Errekalde, también en Bilbao. Dedicada a la fabricación de arcas, ventiladores y molinos, en 1945 se constituyó Arcas Gruber que, además de producir arcas, cajas y puertas blindadas, fabricaba otra serie de productos como sagrarios, cepillos limosneros, bancos de trabajo, cajas de estilo barroco, etc. Esta factoría compartía parte de las acciones con Gruber Hermanos, propiedad de la misma familia, pero se trataba de empresas diferentes.

MATTHS GRUBER se anuncia en la revista Blanco y Negro en 1928.

 

Las instalaciones que nos ocupan se sitúan junto a la carretera Bilbao-Santurtzi, en el barrio industrial de Burtzeña, en el término municipal de Barakaldo. El conjunto lo conforman dos pabellones y un almacén. En el año 1954 se construyen los pabellones de Burtzeña, diseñados por el ingeniero Román Guerrero y en 1955 se acopló el edificio de oficinas proyectado por el arquitecto José Sans Gironella. Destaca dentro del conjunto la nave paralela a la carretera, con una composición claramente funcional en volúmenes, interiores, y materiales empleados, propios de la arquitectura industrial, combinada con una singular articulación de las fachadas. Es una nave industrial típica, de planta profunda y cubierta a doble vertiente, con muros de ladrillo visto y fachadas cortas rematadas en sencillos frontones escalonados, pero presenta unos originalísimos vanos, rasgando las fachadas laterales, inclinados hacia el interior del recinto y separados por pilares de hormigón trasdosados al exterior.

Gruber Hermanos, en Burtzeña, Barakaldo. Cuerpo de oficinas incrustado en la nave / Foto AVPIOP, 2019.

 

El historiador Gorka Pérez de la Peña, lo recoge también en la publicación Guía de Arquitectura Urbana de Barakaldo (2011) y escribe: “La fábrica Gruber se sitúa a caballo entre el racionalismo de los años cuarenta y el impulso renovador de los cincuenta… Gerrero planteó una lectura modernizada del racionalismo para levantar un espectacular pabellón industrial rectangular de 54 metros de largo por 16 de ancho, construido en hormigón armado. En la articulación de la nave lo decisivo son los ventanales apaisados recercados con una visera, que la recorren en todo su frente. Estos huecos se recortan con una moldura, en la que se intercala un machón para evidenciar en fachada los pilares del armazón de hormigón armado de la nave. Sans encajó acertádamente el cuerpo de oficinas en el pabellón industrial al resolver su disposición elevada en dos plantas y ocupando tres crujías. Su propuesta fue decididamente renovadora.”

GRUBER HERMANOS, en Burtzeña, Barakaldo y otros monumentos de patrimonio industrial en el entorno cercano / Foto Google Maps, 2019.

 

La fábrica de Burtzeña de Gruber Hermanos se encuentra ubicada además, en un entorno privilegiado para la memoria de la industrialización, ya que frente a ella, se encuentran las dos naves de las Cocheras del Tranvía que no han sido demolidas y muy cercanas se hallan las naves de Fesa-Ercros, con estructura de madera y declaracas Bien Cultural y monumento. Sobre el río Kadagua se sitúa el puente de hierro de Pablo de Alzola y junto a él, ya en el barrio bilbaíno de Zorrotza, los Grandes Molinos Vascos y los Talleres de Zorroza.

Fachada de la fabrica Gruber. Escorzo / Foto: I. Zarragoitia.

 

Gruber Hermanos, en Burtzeña, Barakaldo / Foto Google Maps, 2019.

 

Gruber Hermanos, en Burtzeña, Barakaldo. Detalle fachada / Foto AVPIOP, 2019.

 

GRUBER se anuncia durante la Guerra Civil.